Un Bilbao limpio de excrementos caninos

Propuesta socialista: Evitar la permanencia de las deposiciones caninas en las calles, mediante la sensibilización, la confección de un mapa de “zonas sucias” y los mecanismo de identificación de aquellas personas propietarias de mascotas que mantienen un comportamiento incívico.

¿Por qué?: Porque la conservación del espacio público está en la base de la convivencia ciudadana. Porque Bilbao tiene 25.000 perros censados y existen 60.000 m2 de espacio verde y papeleras para la recogida de sus residuos.

Resultado: Reforzar la convivencia y la amabilidad entre todas y todos los ciudadanos, tengan o no mascotas. Cumplir con las normas cívicas de limpieza y acercarnos al objetivo de calles limpias, con “residuos cero”, en nuestra ciudad.